El bondage es una práctica sexual que ha aumentado mucho sus búsquedas en Google tras el éxito de 50 Sombras de Grey. Fue una historia que empezó con un libro y siguió como una película en la que muchas personas tuvieron contacto por primera vez con el BDSM. Hoy te contaremos qué es el bondage

¿Qué es el bondage?

Bondage: qué es

Hay conceptos que se hacen populares a partir de historias o películas y lejos de los cánones de la literatura, muchas prácticas sexuales se hacen más conocidas . Y el bondage, aunque parecía no estar muy aceptada por la sociedad, lo cierto es que ahora ya se pone sobre la mesa. 

Y es que, estamos ante una práctica que ha existido durante muchísimos años. Concretamente, se remonta a milenios atrás en Japón, donde era reconocida por ser una técnica sexual utilizada en clases sociales altas y refinadas.

Pero, ¿qué es? Es una práctica sexual en la que se emplean ataduras. Es decir, la práctica como tal consiste en atar a otra persona de manera parcial o total utilizando todo tipo de utensilios como pueden ser cintas, esposas, cuerdas, lazos, corbatas… 

Aunque pueda recordarnos a una práctica de sadomasoquismo, lo cierto es que en el bondage no se utiliza el dolor como placer, sino que existe una barrera en la que no se llega nunca al dolor, sino que una persona se encuentra dominada por la otra y el rol puede cambiar en todo momento.

En cuanto a la práctica o si, la persona atada no se pueda mover y deja que su pareja se ocupe de todo el acto sexual. Es decir, es la persona suelta la que lleva las riendas y puede hacer todo lo que quiera o la otra persona le pida (dependiendo de cómo se quiera realizar).

En el bondage el placer es para ambos, tanto para la persona atada como para quien disfruta de atar a la otra persona para que no pueda moverse y solo tenga que disfrutar. 

Hoy en día, es una práctica sexual habitual por parte de muchas parejas que tienen relaciones sexuales. Hay personas a las que no les gusta nada ser atadas por sentirse vulnerables o por falta de confianza en la otra persona, por lo que es importante que se hable y que se haga siempre en consenso con ambas partes.

Sin embargo, como te decimos, no todas las parejas lo aceptan, por lo que muchos hombres o mujeres que desean probarlo contratan los servicios sexuales de escorts o de chicas de compañía para cumplir con esta fantasía sexual.

Además, a la hora de llevar a cabo el bondage, se pueden hacer multitud de técnicas sexuales, posturas y juegos eróticos. También se puede proceder a tapar los ojos, a utilizar geles de masaje, velas, etc.

¿Qué se necesita para practicarlo?

Lo cierto, es que se necesitan menos cosas de las que imaginas. Antes de nada, es importante que los dos miembros estéis de acuerdo en hacerlo. Si lo estáis, ya solo tenéis que buscar por casa a ver si tenéis lo que hace falta o bien comprarlo.

El gesto de atar a otra persona lo puedes conseguir por medio de cintas, esposas, cuerdas, lazos, corbatas u otros elementos. Mejor que sean objetos como estos, inofensivos y que no hagan ningún tipo de daño a la muñeca de la persona.

Seguramente por casa encuentres una corbata o algo similar. O también puedes recurrir a un sex shop para comprarlo (o por internet si prefieres más intimidad). De esta forma podrás hacerte con todos los elementos necesarios. 

¿Qué beneficios tiene practicar el bondage?

Lo cierto, es que esta técnica sexual tiene más beneficios de los que imaginas. A la hora de tener relaciones, es importante salir de la zona de confort y experimentar con cosas nuevas. Una de ellas es el bondage

Sus beneficios son muchos, aunque destacamos los siguientes:

  • Experimentar una nueva manera de tener relaciones: a la hora de experimentar, las cosas nuevas siempre despiertan más deseo sexual y ganas de tener relaciones, por lo que es una forma de disfrutar más del sexo. Experimentar y probar cosas nuevas es algo que siempre ayuda.
  • Salir de la monotonía: también es importante hacer algo nuevo con la pareja de vez en cuando, porque es una práctica que ayuda a salir de la monotonía.
  • Probar nuevas fantasías sexuales y sentir más placer: si tienes fantasías sexuales relacionadas con el bondage podrás hacerlas posibles para disfrutar de más placer y de nuevas maneras de disfrutar. 

¿Cómo probar el bondage?

Si tienes pareja, le puedes proponer que en vuestras relaciones sexuales probéis con el bondage. No todas las parejas lo aceptan, por lo que si tu pareja no quiere, siempre puedes probar tú a llevar el rol de sumiso, de la persona atada. 

No obstante, si quieres saber lo que se siente anudando a otra persona y haciéndole todo lo que tú quieras (siempre consensuado), también puedes contratar los servicios de escorts para que hagan realidad tus fantasías. 

Ahora que lo sabes todo sobre el bondage solo queda que lo pruebes. En Luxury Top Models encontrarás a chicas hermosas que estarán encantadas de probar esta práctica sexual contigo. ¿A qué esperas para venir a conocerlas? 

Para todo hay una primera vez. Si todavía no lo has probado o lo has hecho y te encantaría repetir con una escort, visítanos y prueba el bondage. Disfrutarás como nunca antes lo habías hecho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú